Insur aprueba una ampliación de capital liberada, de una acción nueva por cada diez antiguas

La Junta General de Accionistas de Inmobiliaria del Sur S.A. (Insur), celebrada este viernes de forma exclusivamente telemática ante la evolución de la crisis sanitaria ocasionada por la Covid-19, ha aprobado las cuentas anuales de la entidad que pasan por unos beneficios de 21,1 millones de euros (+138%) y un incremento del 8,2% en su cifra de negocio, que alcanzó los 132,8 millones de euros. Pese a un año marcado por la incertidumbre económica provocada por la pandemia, Grupo Insur cerró 2020 con un beneficio de explotación de 35,3 millones de euros (+47%) y un incremento del negocio de la actividad de promoción del 50,7%.

En la imagen el director general de Grupo Insur, Francisco Pumar; el presidente de Grupo Insur, Ricardo Pumar; y el secretario del Consejo, Ricardo Astorga.

Los buenos resultados demostrados por la compañía andaluza, que cumplía en 2020 los 75 años de presencia en el mercado, se han visto acompañados de un importante esfuerzo inversor en el área patrimonial, que ha dado como resultado un incremento de 62,7 millones de euros en el valor contable de las inversiones inmobiliarias.

La Junta General ha aprobado también la distribución de un dividendo con cargo a reservas de libre disposición de 20 céntimos por acción, que se hará efectivo el día 28 de mayo de 2021.

La Junta General de Accionistas, que ha reelegido  como consejeros dominicales a Increcisa, S.L., representada por Don Ignacio Ybarra Osborne y Don Augusto Sequeiros Pumar y nombrado como nuevo consejero dominical a Fernando Pumar López, ha aprobado igualmente un aumento de capital con cargo a la cuenta de reservas voluntarias por valor de 3,4 millones de euros mediante la emisión de 1.697.184 nuevas acciones ordinarias de dos euros de valor nominal cada una, sin prima de emisión, de la misma clase y serie que las que actualmente circulan, delegando sus facultades en el Consejo de Administración para fijar las condiciones del aumento en todo lo no previsto en la Junta y  realizar todos trámites y actos necesarios para la admisión a cotización de las nuevas acciones.

Según han detallado desde el Consejo de Administración de Grupo Insur, esta ampliación de capital con cargo a la cuenta de reservas voluntarias se enmarca “en la continua política coordinada de generación de valor para el accionista y que al aumentar el número de acciones en circulación tiene como finalidad favorecer la negociación y liquidez de la misma”.

Se ha aprobado también la delegación en el Consejo de la facultad de aumentar el capital social, sin previa consulta a la Junta General, en una o varias veces y en cualquier momento, durante un plazo de cinco años, en la cantidad máxima de un 25% del capital social, con atribución de la facultad de excluir el derecho de suscripción preferente, en cuyo caso, la facultad conferida estará limitada en la cantidad máxima del 20% del capital social.

Modificación estatutaria

Los accionistas de Insur han aprobado la modificación de los estatutos de la sociedad y del reglamento de la Junta General de Accionistas así como la aprobación del informe anual de remuneraciones del ejercicio 2020 y de la nueva política de remuneraciones de los consejeros para el periodo 2021, 2022 y 2023.

La modificación de los estatutos societarios está motivada en general por la adaptación del funcionamiento diario de la compañía a los nuevos ritmos. Entre otras cuestiones, los actuales estatutos no contemplan expresamente la posibilidad de que los consejeros asistan telemáticamente a las sesiones del Consejo de Administración ni los accionistas a la Junta General.

Así, el Consejo de Administración de Insur entiende necesario “dar cobertura estatutaria expresa y permanente a la posibilidad de asistencia telemática a los órganos de gobierno y administración de la sociedad, de modo que pueda seguir garantizándose la seguridad de todos los integrantes de dichos órganos”.

A estas modificaciones que afectan a la convocatoria y asistencia de la Junta General así como a la composición, nombramiento, constitución y mayorías en el Consejo de Administración, se suma la modificación relativas al apartado estatutario de la comisión de auditoría que, como consecuencia de la reciente revisión del Código de Buen Gobierno de las Sociedades Cotizadas, llevada a cabo por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) el pasado mes de junio de 2020, es necesario la actualización de toda la normativa interna que, en mayor o menor medida, se ha visto afectada por dicha revisión.

Entre otras materias, la revisión ha afectado al elenco de competencias que la CNMV recomienda que sean asumidas por la Comisión de Auditoría y por la comisión de Nombramientos y Retribuciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad